Último concierto del ciclo Vibra Mahou organizado este mes de febrero en Asturias

Miss Caffeina no se prodiga mucho por Gijón así que la del viernes pasado fue una buena oportunidad de ver a la banda madrileña, que el año pasado marcó un nuevo hito en su carrera con la publicación del notable ‘Oh Long Johnson‘ (puedes leer aquí nuestra crítica del disco). Un trabajo con una apuesta importante por la electrónica en el terreno estrictamente musical pero también en la personalización de sus mensajes con letras más personales y sin dobleces. De ahí la capacidad de empatizar con un nuevo público, como ya ocurriera con ‘Detroit’ en 2016.

En el concierto en la sala Albéniz hubo por tanto mucho protagonismo para este último trabajo, arrancando con la excelsa ‘Reina’ que ha sido una de las agradables sorpresas de su último trabajo, donde se habla sin tapujos de temas de interés social como el acoso.

‘Calambre’, una oda al deseo, siguió creando el ambiente perfecto antes de desembarcar en el pasado de la mano de ‘Venimos’. Siete años han pasado ya de aquellos Miss Caffeina que publicaron ‘De polvos y flores’ y, sin embargo, siguen pareciendo tan rabiosamente jóvenes como un grupo de quinceañeros que cantan ‘Tu ciudad’.

El máximo exponente de nostalgia fue el momento de irrumpir con ‘Capitán’ que, cumplida la década, no parece haber caído en el olvido de los fans, esos que se han ido sumando disco a disco en una labor casi de orfebrería.

Otro de los valores del concierto fue rescatar canciones que no se prodigan en directo como la que cierra su último disco, ‘Ausentes presentes’. La vorágine de festivales no da pie a temas intimistas como éste, pero la posibilidad de escuchar a Miss Caffeina en sala sí que es un momento propicio y lo aprovecharon bien.

Podría parecer que el concierto languidecería, pero si de algo está lleno ‘Oh Long Johnson’ es de himnos de baile así que el grupo prosiguió con ‘Bitácora’ para recuperar el tono. ‘Cola de pez – Fuego’ hizo el resto y terminó en convertir la Albéniz en la discoteca que fue.

No podían faltar a un concierto como éste canciones de ‘Detroit’ como ‘El rescate’ para volver al presente de ‘Merlí’. La nota final la puso la canción ‘Oh Long Johnson’. Hora y media de Miss Caffeina en vena para dar la bienvenida al carnaval que espera fuera.

VN:F [1.9.22_1171]
Valora esta noticia
Rating: 10.0/10 (1 vote cast)
Miss Caffeina: la eterna juventud del pop, 10.0 out of 10 based on 1 rating

Sobre El Autor

Redacción Asturias

Periodista y melómana. Crecí con la música y no he parado nunca de aprender de nuevos sonidos y sensaciones. Amante también de las palabras, todo junto hace la canción perfecta.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Blue Captcha Image
Refrescar

*