Baywaves están de vuelta con un nuevo single llamado “Over Time” y viene acompañado de un videoclip curioso y lleno de costumbrismo.

El regreso de Baywaves ha sido por todo lo alto y lo han hecho con un combo de single + videoclip muy interesantes. Ya que sin dejar de lado su particular estilo dreamy, han conseguido realizar un tema brillante, en todos sus aspecto, y que no puede separarse de su trabajo audiovisual. Un videoclip que acapara gran parte del trabajo y que baila entre las películas de Almodóvar o Tarantino y el costumbrismo pop típicos del indie, grabado todo de forma simple pero exquisita. Sin duda un trabajo que te atrapa hasta su  macabro desenlace y acapara un encanto especial.

“Over Time” es un single en el que el yacht-rock de los setenta y el neofunk llenan el molde hipnopop que tanto la banda nos ha ido acostumbrando. Evocando el sonido de una escena costumbrista de verano donde alcanzas a percibir los rayos de sol en tu piel. Aquí Baywaves parte como base de un meme sobre las Kardashian que decía “No me importa. Pero me importará. Incluso más que antes”. Resumiendo así lo que hoy está presente en la sociedad de una generación ansiosa y cansada por un caos que no ha creado pero que no quiere ser cómplice del cinismo. Este tema supone el estreno de la banda en el sello británico Heist or Hit.

Esta actitud hacia el mundo, junto a su peculiaridad musical y hacer distintos a los demás, es lo que ha hecho que hayan conseguido numeroso fans en España y, sobretodo, de fuera del país. Trayéndonos a la mente a The Internet, Thundercat o Kali Uchis por un lado y Stereolab o BadBadNotGood por el otro. Ahora mismo la banda se encuentra de gira por UK para más tarde volver a nuestro país. “Over Time” supone el estreno de la banda en el sello británico Heist or Hit.

VN:F [1.9.22_1171]
Valora esta noticia
Rating: 10.0/10 (2 votes cast)
El regreso de Baywaves con "Over Time", 10.0 out of 10 based on 2 ratings

Sobre El Autor

Directores - Barcelona

Somos Andrea y Xavi, periodista y diseñador gráfico. Dicen que un día sin sonreír es un día perdido. Pues nosotros somos más de pensar que un día sin música es un día perdido, por eso lo escribimos. También nos gusta Ryan Gosling.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Blue Captcha Image
Refrescar

*