Amamos a Cigarettes After Sex y somos conscientes de la influencia que ejerce su música sobre la sociedad mundial. Hoy y siempre, queremos dedicarles unas palabras para darles las gracias de alguna manera.

*Antes de empezar a leer el artículo, recomendamos que te pongas alguna canción al azar de Cigarettes After Sex.

Muchos, o casi todos, habréis escuchado, directa o indirectamente, alguna canción de Cigarettes After Sex y estamos seguros de que os habrán gustado, aficionado a la música, al cine, a las series o a la vida en general. Con tan solo un disco, esta banda ha conseguido meterse ya en muchas de nuestras casas y, lo mejor de todo, quizás sin que te des cuenta. Puede ser que se hayan colado por alguna rendija de tu hogar y aún no lo sepas.

Los tejanos han dado ya con la tecla de un estilo muy personal igual que hicieron, por ejemplo, Beach House cuando surgieron: sus melodías les han hecho únicos en su momento. Aunque quizás la atmósfera y todo el universo que han conseguido crear Greg González y los suyos llega de forma masiva, y a la vez silenciosa, a los oídos de muchísima más gente. El contenido de sus letras, situaciones cotidianas (y, claro, románticas) por las que la mayoría hemos pasado en algún momento y con las que es muy sencillo empatizar, y las suaves y sensuales melodías en las que entras de lleno inconscientemente, crean un conjunto del que es difícil escapar. Ya no quieres escapar.

El amor, el desamor, los sentimientos, el costumbrismo… Son tópicos a los que es fácil recurrir. Pero lo difícil es la capacidad de llegar más allá tal y como hacen ellos a pesar de hablar de lo de siempre. Y quizás esta sea una de las claves para que su único álbum (“Cigarettes After Sex”, Partisan Records 2017), de corte intimista y capaz de cortar la respiración con tan sólo unos acordes, se haya convertido en un imprescindible para casi todo el mundo. 2017 fue suyo pero sus canciones no tienen fecha de caducidad.

Y tanto es el efecto de los Cigarettes que muchas series de televisión han optado por estas canciones en momentos claves de sus tramas. The Handmaid’s Tale (El Cuento de la Criada) ha incluido dos de sus temas en dos episodios de gran peso (sin hacer spoilers, uno de ellos es de los más bellos de esta serie). The Sinner también quiso contar con su música en más de un episodio y Shameless tampoco se pudo resistir. También han aparecido en Cold Feet, Gypsy o Delicious. Así que es probable que más allá de la pantalla, les hayas oído en alguna de estas superproducciones o en algún vídeo de YouTube.

Y por si fuera poco, su directo, lejos de quedarse pequeño, se convierte en algo gigante. Conscientes de sus limitaciones en cuanto a potencia acústica se refiere, aumentan su sensibilidad apostando por una puesta en escena exquisita que acompañan de un fuerte contenido audiovisual, potenciando el efecto de sus canciones y aportando así la importancia que su música merece. En el estreno en nuestro país, que tuvo lugar en la Sala Apolo de Barcelona dentro de la programación de Primavera Sound 2017, pudimos comprobar que nuestras fantasías eran reales y que la realidad colmaba nuestras expectativas. Durante este año también se han dejado ver de nuevo en Barcelona y Madrid, haciendo sold out sin pestañear en ambas ciudades. Y este verano volverán ya como uno de los grandes nombres del cartel de Primavera Sound 2018.

Dejemos que su música flote y se filtre indirectamente por cada poro de tu piel. Si el “Apocalypse” fuera así, nadie se quejaría.

VN:F [1.9.22_1171]
Valora esta noticia
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)

Sobre El Autor

Directores - Barcelona

Somos Andrea y Xavi, periodista y diseñador gráfico. Dicen que un día sin sonreír es un día perdido. Pues nosotros somos más de pensar que un día sin música es un día perdido, por eso lo escribimos. También nos gusta Ryan Gosling.

Artículos Relacionados

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Blue Captcha Image
Refrescar

*