‘A guerra dos mundos’ es el título del tercer trabajo de Bacotexo, una banda asturiana de rock. Y no sólo rock.

 

Parece que fue ayer cuando oímos hablar por primera vez de un grupo que hacía rock en fala, una variante del asturiano que se habla en la zona occidental, pero esa banda lleva ya tres álbumes a sus espaldas y además han crecido musicalmente abriéndose no sólo a nuevos ritmos sino que además han ideado un disco distinto, con un carácter conceptual que lo aleja de sus anteriores trabajos. Hablamos con ellos de este disco y de algunas de las dificultades que supone no sólo cantar en una lengua diferente al español (de lo que ya hablamos hace unas semanas en este artículo) sino en el ámbito rural, donde la falta de locales de música en directo es más notable.

Tercer disco ya a vuestras espaldas (‘A guerra dos mundos’ 2015). ¿Os imaginabais esto cuando empezasteis con vuestra apuesta por la fala?

Francamente, no. Bacotexo empezó (y sigue) siendo un grupo de 3 amigos de la “casi” infancia que sólo pretendía divertirse y disfrutar de la música, a los que además les une la fala como raíz lingüística. Empezamos en 2007 con la idea de hacer una adaptación de versiones de rock a la fala astur-occidental y terminamos componiendo nuestras propias canciones. Grabar un disco de rock en fala y hacerlo juntos era una ilusión que no sabíamos si sería posible, y llegó a cumplirse. ¡Imagina grabar 3!

Por cierto, estamos ya empezando a componer el que esperamos sea nuestro cuarto disco, con alguna sorpresa…

Como tapiegos, ¿sentís que el Occidente de Asturias es el gran desconocido? Hablamos de un terreno musical y cultural en el más amplio sentido de la palabra.

Está claro que el gran movimiento musical en Asturias tiene más repercusión en la zona central donde se encuentran las ciudades importantes de la región. En todo caso, el occidente siempre ha tenido una buena cantidad de grupos de varios estilos diferentes, y creemos que el nivel no ha bajado, sino lo contrario. Lo que es un poco más complicado es encontrar locales de conciertos para darse a conocer, aunque parece que existe un auge en la organización de festivales en la zona. Hoy día con internet el mundo es más estrecho y puede ayudar a dar más difusión a la cultura de las zonas más rurales, que es abundante y de calidad en muchos aspectos.

En este último trabajo habéis tratado de mantener un hilo conductor más allá de incluir canciones independientes. ¿Por qué?

El grupo asturiano Bacotexo, en directo.Todo nació de Ricardo (bajista y letrista). Escribió un inquietante relato que narra las vicisitudes, aventuras y contrastes a los que un joven nacido en el entorno rural se enfrenta cuando descubre que fuera del pueblo hay un mundo excitante y muy atractivo, a la par que desilusionante y peligroso: la gran ciudad.

Nos gustó la idea de arropar esta historia con 12 canciones, que se corresponden con 12 momentos específicos y cruciales en la agitada vida de nuestro protagonista.

 

Ese personaje al que hacéis referencia a lo largo del disco, ¿es ficticio o real?

Tanto uno como lo otro. No podemos desvelar todos los secretos del relato, pero podemos decirte que existen ciertos paralelismos con la vida de muchos chicos que toman la decisión de cambiar su hogar en el tranquilo pueblo natal, por las promesas de una gran urbe. Con todo lo bueno y malo que eso conlleva. Con ciertos matices, también hay un poco de nosotros mismos.

¿La ciudad es una promesa falsa para muchos jóvenes?

Depende de cómo uses los recursos que te brinda. Puede ser muy enriquecedora, pero destructiva al mismo tiempo. Puedes sentirte la persona más salvaje o la más solitaria del mundo en medio de una poblada y luminosa ciudad. Esta idea se refleja en ‘A guerra dos mundos’.

Creemos que en cierta manera sí hemos encontrado una senda a la hora de componer

 

¿Creéis que habéis encontrado vuestro sonido? ¿Qué ha cambiado en Bacotexo desde 2008, con ‘A máquina del tempo’, hasta ahora?

Creemos que en cierta manera sí hemos encontrado una senda a la hora de componer y escribir en la que nos encontramos cómodos y asentados. Hemos mejorado mucho en el estudio y en directo en estos años. Tenemos más experiencia, mejor equipo y un punto de madurez musical y vital que ayuda a que Bacotexo suene mejor que en la época de ‘A máquina del tempo’. Al mismo tiempo, paradójicamente no estamos anclados en un estilo concreto. Diríamos más bien, dentro de un pequeño conjunto de estilos. Siempre con el rock como pilar.

En esta ocasión habéis requerido de una mayor ayuda técnica a nivel de estudio para materializar el sonido del disco. ¿Ha sido algo buscado desde el principio o teníais en mente trabajar canción a canción para conseguir un sonido muy definido?

Al ir componiendo ‘A guerra dos mundos’, debido a su carácter conceptual y secuencial en la historia que se cuenta, sabíamos que el trabajo en el estudio debería incluir ciertos aportes adicionales (pero fundamentales) que darían más sentido al resultado final.

Por un lado, necesitábamos un elemento sonoro, un hilo conductor que encauzase el transcurrir de las canciones y al mismo tiempo que las dotara de un aspecto visual. Por otro, necesitábamos dotar a las canciones de ciertos arreglos instrumentales que definieran mejor el carácter de lo que se está cantando en cada pasaje. Para conseguirlo, tuvimos la gran suerte de poder contar con grandes amigos y músicos de nivel estratosférico como Ángel Ruiz, Aníbal Menchaca (colaborador en directo), Sergio Rodríguez (TUTU) y Pablo Canalís. Les estaremos eternamente agradecidos. El resultado ha sido fantástico.

Canciones como ‘Contando os cuartos’ o ‘Frases feitas pr’almas desfeitas’ abren nuevas puertas a la idea preconcebida de Bacotexo como un grupo (más) de rock. ¿Os gusta ese viraje u os lo tomáis más como un experimento?

En realidad, esos virajes de estilo no son buscados, sino que surgen de forma natural. Disfrutamos por igual escuchando diferentes estilos musicales en nuestra vida diaria y eso se plasma en las composiciones de la banda.

Es cierto que los 3 miembros de Bacotexo tenemos una “educación” musical común basada en el rock clásico, pero cada uno de nosotros está interesado a su vez en otras variantes como puede ser el blues, el soul o incluso el estilo más experimental o psicodélico del rock. Esto deriva en un cierto eclecticismo a la hora de crear las canciones de nuestros discos, lo cual nos gusta mucho. Además, sería demasiado aburrido crear un disco con 12 canciones de corte muy similar.

‘Animal’ es otra de las grandes sorpresas del disco. ¿Los rockeros de pro como vosotros saben que el indie os sienta tan bien?

Se nos hace cada vez más difícil identificar qué es específicamente indie en un nivel musical, pero lo cierto es que también escuchamos grupos de lo que se podría considerar ese estilo y es natural que se nos filtren arreglos o producciones que le son propios. ‘Animal’ surgió con la idea de hacer una canción con una base rítmica muy marcada que no sonase a country clásico. Pretendíamos que se envolviera de un aura oscura para reflejar la alienación y la deshumanización del personaje del relato cuando entra a trabajar en una fábrica.

Celebrasteis el Día de les Lletres Asturianes tocando en Oviedo. ¿Las tablas del teatro carbayón por excelencia, el Campoamor, imponen más que los demás?

¡En absoluto! ¡Cuanto más grande e importante sea el escenario mejor! Ahora en serio, creemos que nuestra actuación en el Campoamor tuvo varios significados para Bacotexo y que además llegó en el momento adecuado.

De alguna forma, fue como alcanzar una especie de cenit en la trayectoria de la banda. Acabábamos de editar el que creemos mejor disco del grupo hasta la fecha, nos cogió en un punto de maduración musical adecuado y nos dio la oportunidad de presentarlo en el escenario más carismático de Asturias. Además, no se nos ocurre mejor escaparate que el Campoamor para mostrar nuestra música cantada en fala a nuestra región. Por este último motivo, podría también considerarse un acto de agradecimiento a nuestras raíces familiares, y cómo no, también a la Academia por dar cabida y considerar que Bacotexo era digno de un evento de tal importancia y repercusión en Asturias.

¿Dònde se os podrá ver próximamente? ¿Algún concierto a la vista?

El más cercano será el 24 de septiembre en A Caridá, en el occidente asturiano. Hemos tocado un par de veces en Oviedo, pero sobre todo, los conciertos de este año 2016 han coincidido en la zona occidental de Asturias. Tenemos muchas ganas de acercarnos de nuevo a la zona central. Gijón, Avilés y alrededores nos harían mucha ilusión.

Escucha aquí el último álbum de Bacotexo:

VN:F [1.9.22_1171]
Valora esta noticia
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Blue Captcha Image
Refrescar

*