Podemos hacer un rápido resumen para aquellos de vosotros que llevéis un poco de prisa y queráis saber, a groso modo, lo que se vivió en la primera edición del festival sin tener que leer toda la crónica:
– The Noises – Enérgicos, con muchas ganas y apurando la falta de tiempo.
– Second – Entregados y muy correctos, un sonido pulido.
– Cristina Rosenvinge – En su línea lánguida y con fallos en la voz imperdonables. No caló en el público.
– Iván Ferreiro – Inconmensurable… nada nuevo en este pequeño genio.
– Love Of Lesbian – Con muchas ganas, quizás algo cansados de gira y con la voz de Santi muy débil.
– Amaral – Lo dieron todo. Sonido perfecto y repaso total al último disco.
Nota del festival para el festival : 7.
Hay dos cosas que me dan bastante miedo en estos micro festivales de un día: la primera es que el sonido y la ecualización sea decadente por no poder, o no saber, ajustar correctamente a todos los grupos y la otra es que los tiempos de espera no se conviertan en espacios infumables que parten el ritmo del evento.
Pues tengo que decir que en esta ocasión la organización consiguió casi a la perfección lo segundo y los únicos en sufrir lo primero fueron The Noises.
Los madrileños The Noises presentaban, ante un pabellón que comenzaba a llenarse, su álbum “Bellavista” y muy sabeedores de la situación se pusieron literalemente las pilas para aprovechar el tiempo que les cedieron sobre el escenario.
Una lástima que, como ya he dicho anteriormente, la ecualización no era la óptima y que al no estar lleno el Palacio de los Deportes el sonido era mejorable, aún así a los chicos de The Noises no se les puede poner ningún pero y deseamos que mucha gente que no los conocía se acerquen a su música gracias al concierto de ayer.
A continuación subieron Second, que ya están curtidos en estas lides y saben desenvolverse perfectamente en estas situaciones. Un sonido limpio, una actuación muy correcta que acabaron con su tema más conocido “Rodamos” en el que dejaron a la gente con ganas de más.
No quiero entrar mucho a valorar la actuación de Cristina Rosenvinge. Cuando vi el cartel me chirriaba un poco que, conociendo su estilo y el de los demás grupos, la metiesen en medio de Second e Iván Ferreiro porque, aunque su trayectoria es merecedora de ese puesto, su puesta en escena de guitarras acústicas, chelos y piano, poco o nada consiguen mantener la energía y fuerza de sus predecesores y preparar el ambiente para los siguientes. Quizás abriendo el festival hubiese conseguido otra repercusión. De los fallos imperdonables en su voz ni hablamos. 
Para muchos este fue el momento elegido para reponer fuerzas sabiendo lo que se les venía encima….
Iván Ferreiro es un pequeño (únicamente por estatura) genio, que tiene la capacidad de hipnotizar al respetable con sus letras llenas de lírica, el tono rasgado y potente de su voz y  sus contorsiones y movimientos espasmódicos . 
No defraudó. Tocó clásicos de su época con los Piratas como “Promesas que no valen nada”, “Años 80” y “Mi coco” (con la que cerró su actuación),  junto con temas de su etapa en solitario: “NYC”, “El viaje de Chihiro” y “Extrema pobreza” en la que tengo que destacar su perfecta interpretación.
Subió a realizar una colaboración Santi Balmes (Love of Lesbian) en “El equilibrio es imposible”, pero ayer no fue la noche del catalán.
Love of Lesbian llevan girando tanto tiempo que nadie sabe si todavía no han acabado su gira o ya han comenzado la siguiente. Esto es fácil de aclarar cuando se escucha la voz de Santi. Se le nota cansado… y no por falta de ganas, ya que le pone todas las que tiene y más en cada actuación, como se demostró empezando con alguna de sus mejores cartas “Club de Fans de John Boy ” y “Algunas Plantas”. Pero la falta de perfección en las tonalidades vocales y la poca originalidad de movimientos en el escenario denotan que les hace falta un más que merecido descanso.
El grupo devolvió el favor a Iván Ferreiro  quien les acompañó en el tema “1999” poniendo como siempre su sello personal y dejando claro que a este gallego sabe desenvolverse en cualquier situación.

El público les aclamó y coreó sus temas demostrando una vez más que en este país no hace falta salir en la radio con más oyentes para ser un grupo de masas.
Amaral cerró el festival con un concierto que duró casi una hora, con los maños comprometidos en tocar todos los temas de su último trabajo aunque ya estuvieran las luces encendidas. Estos temas se fueron mezclando con los clásicos de la banda como “Sin tí no soy nada” o “‘El universo sobre mí’.
Sorprendió gratamente ver que no tienen miedo a innovar  y que a Eva se le da bastante bien tocar el theremin. 
Tras esta primera entrega del festival esperamos que repitan, eso sí, eligiendo mejor el orden o el estilo adecuado de los participantes.

En definitiva, una grata experiencia que El perfil de la Tostada pudo disfrutar gracias a Mahou desde su palco, junto a amigos como @javimonsalupe , @ineschueca, @soylua y Sergio de la banda “Estrella Polar“.  Desde aquí damos las gracias por su invitación y por el exquisito trato recibido.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Blue Captcha Image
Refrescar

*